fbpx

(re)hidratación facial.

la hidratación, o la falta de, es la causa común de la mayoría de nuestros problemas en la piel.

Y se incrementarán cuando volvamos a casa y las rutinas.

La salud de nuestra piel depende del manto hidrolipídico, es como la última capa de nuestra dermis y está compuesto por agua (el sudor) y los lípidos (la grasa, el sebo).

Cuando el equilibrio entre ambos se rompe, la piel cambia. Lo notas porque le falta elasticidad, brillo, luz. A veces sientes tirantez y pronto ves aparecer arruguitas e incluso descamación en los casos más graves.

¿Las causas?

Pueden ser endógenas (propias) y exógenas (el medio externo). Medicamentos, horas al sol, la vida loca de carreras a todas partes, no cuidar la piel adecuadamente… son suficiente y sus consecuencias a largo plazo pueden provocar un problema serio como la hipersensibilidad además, claro, del envejecimiento prematuro.

Cuidar la piel en casa y en la sala del profesional son el primer gran paso pero, debes acompañarlo de hábitos de vida saludables como la alimentación sana y equilibrada, beber mucha agua y abundantes líquidos (sin cafeína, teína o alcohol), descansar lo suficiente y hacer deporte regularmente.

La rutina de cuidado diario debe ser la adecuada a tu tipo de piel. Exfoliar mucho, como tu compi de oficina puede irle bien a ella y a ti puede deshidratarte en exceso.

Es importante hacer la doble limpieza día y noche para que los agentes hidratantes de los cosméticos hagan bien su función.

Además, las limpiadoras no deben ser muy astringentes y si puedes, evita el jabón y busca botánicos sustitutos como la quillaja saponaria.

En el mercado hay multitud de productos con ácido hialurónico (de distinto peso molecular para que llegue a todas las capas de la piel) proteínas de seda, colágeno, vitamina c, glicerina… y debes usarlos a diario para potenciar y mantener los tratamientos que te haces en cabina, que pueden amplificarse con el uso de tecnología y aparatos que multiplican los beneficios de los ingredientes cosméticos.

Los productos para tratar el acné, por lo general, también resecan nuestra piel y por eso en dermalogica estudiamos cada día opciones nuevas que eliminen los granos y los brotes sin romper el equilibrio de nuestra querida barrera lipídica.

El retinol, los AHA y los BHA están a la orden del día por su eficacia pero bien combinados pueden “curar” sin deshidratar. En nuestra línea clear start encuentras todo tipo de opciones para combatir el acné juvenil y con active clearing, los de las pieles mas maduras.

La vitamina c, ya lo sabes, es un antioxidante natural y potencia nuestras defensas, pero también hidrata en profundidad. Tu dieta debe llevar cantidades suficientes de vitamina c para proteger tu organismo y tu piel. Naranjas, kiwis, brócoli… y por supuesto bioluminc serum!! perfecto para hidratar e iluminar tu rostro.

Piel hidratada, piel sana, piel bonita.

 

 

Pin It on Pinterest