fbpx

La sucia realidad de los puntos negros. Suena un poco terrible, ¿verdad? Y tú ya estás otro día más luchando con los puntos negros.

¿Estás desespera@? Tranquilo@, hoy vamos a contarte todo lo que necesitas saber sobre los puntos negros y cómo mantenerlos a raya.

Los puntos negros son conocidos por implacables y difíciles de tratar, especialmente alrededor de la nariz y el mentón. ¿Por qué son tan resistentes? ¿Por qué nuestros esfuerzos, nuestro tiempo y el dinero gastado en comprar taaaaantos productos no surten efecto?

 

 

 

 

 

 

Lo primero que debes saber es que incluso las personas con una piel aparentemente perfecta también luchan contra los puntos negros (sí, incluso es@ amig@ que tiene una piel radiante sin esfuerzo). No tienen piedad.

¿Qué son exactamente los puntos negros? ¿De dónde salen? Fácil, cuando los folículos pilosos (los de pelitos, y tenemos muchos) se obstruyen con células muertas de la piel, grasa y bacterias, se pueden desarrollar lesiones de acné no inflamatorias como con una cabecilla gris… eso son los puntos negros. Las personas con piel grasa tienen más probabilidades de tener más puntos negros que los tipos de piel normal o seca, claro … pero todo el mundo tiene una cierta cantidad de grasa en la piel. Esa grasilla es necesaria para que la piel funcione correctamente y haga su trabajo. Ahora bien, si tienes demasiada grasa y añades algo de suciedad… la ecuación no falla, aparecen esos molestos puntos negros que suelen ser más prominentes alrededor de la nariz y la barbilla.

¿Por qué? Nuestra piel contiene una tonelada de componentes diferentes que trabajan las 24 horas del día para renovar y crear una nueva piel para protegernos. Nuestras glándulas sebáceas son un contribuyente importante. Existen en todo nuestro cuerpo (excepto en las palmas de las manos y los pies) y generalmente están adheridas a un folículo piloso. Las glándulas sebáceas crean el sebo, la grasa. Cuando una glándula sebácea se bloquea con ese sebo … ¡Voilà! … se forma el punto negro. Y resulta que tenemos la mayor cantidad de glándulas sebáceas en nuestra cara, particularmente en la nariz. Por eso nuestras narices son el principal campo de batalla. El suministro interminable de grasa en la zona de la nariz lo convierte en un hogar perfecto para el punto negro, y si no se limpia adecuadamente, esos folículos se bloquearán con sebo y pueden llegar a infectarse.

Destapar la piel

Ahora que sabemos que el primer paso para prevenir los puntos negros es lavarse la cara, parece fácil, ¿no?  Pues, sorprendentemente, la mayoría de las personas no se lavan la cara correctamente. Para retirar toda la suciedad y la grasa, para evitar que los poros se obstruyan, la doble limpieza es fundamental.

La doble limpieza, claramente, consta de dos partes: algún tipo de limpiador oleoso primero y luego un gel o limpiador en espuma o crema. ¿Sabías que el limpiador de base oleosa se puede usar incluso si tienes un tipo de piel grasa? Ya, puede resultar extraño para todas las personas propensas al acné o con piel grasa, pero como el aceite atrae el aceite, realmente ayudará a extraer la grasa de tu piel de los lugares donde no queremos que se acumule.  El limpiador oleoso también ayuda a eliminar el maquillajelas cremas con spf y la suciedad que se acumula a lo largo del día. Llegado este punto, no podemos evitar decir que nuestro favorito absoluto es Precleanse.

 

 

dermalogica double cleanse

 

 

 

Ya te has lavado la cara dos veces, primero con precleanse y luego con el producto adecuado a tu tipo de piel -nos atrevemos a decir que puede ser active clay cleanser, special cleansing gel, breakout clearing foaming wash o clearing skin wash-, y puedes pensar que no es suficiente y ¡acertarás! Lavarse la cara es un primer paso esencial para la eliminación y prevención de los puntos negros y las espinillas pero, ¡hace falta un poco más!

Tienes la cara limpia y fresca, te ves genial, te sientes genial y no quieres perder esa sensación. ¿Qué hacemos ahora? El tónico (toner) es un gran producto con muchos beneficios, incluso,  la lucha contra la suciedad, la grasa y, por supuesto, los puntos negros. También ayuda a equilibrar el nivel de PH de tu piel que debe estar en torno a  5,5. Pero, lo que realmente distingue al toner de todos los demás pasos en tu régimen de cuidado de la piel es el tamaño molecular.

El toner, similar al agua, tiene un tamaño molecular muy pequeño; es decir,  puede penetrar más profundamente en la piel que la mayoría de los otros productos, y, ya lo sabes, las espinillas suelen vivir bastante profundamente debajo de la superficie de la piel, por lo que cuanto más pueda penetrar el producto, mejor. Busca un tónico exfoliante con AHA  (alfa hidroxiácidos) y BHA (beta hidroxiácidos). Si no tienes la piel muy sensible, puedes aplicarlo en todo el rostro. Si eres particularmente sensible mejor usa un algodón y aplica sólo en las áreas donde están presentes los puntos negros. ¿Nuestra recomendación? Sin duda micro pore mist.

 

 

 

 

 

Los serums son los siguientes en términos de tamaño molecular. También contienen ingredientes altamente concentrados y muy poca cantidad cunde mucho. Busca serums que tengan ácido láctico o ácido salicílico. Ambos ayudan a eliminar la grasa, eliminan las células muertas de la piel y previenen la obstrucción de los poros.

Mascarilla en casa

Doble limpieza, tónico, serum… es la rutina perfecta para combatir los puntos negros, las espinillas y el acné pero, en nuestra humilde opinión, en casa hace falta también pelear con una MASCARILLA. Aunque debes tener mucho cuidado. ¡No puedes aplicar una mascarilla de arcilla y quedarte viendo Netflix durante 2 horas! La arcilla es un absorbente natural de grasa y hace exactamente eso. Si se deja en la piel mucho tiempo puede generar sequedad y al final, la piel que se siente deshidratada, puede provocar una producción excesiva de grasa.

Hay todo tipo de mascarillas en el mercado en este momento y puede ser difícil elegir. Te lo ponemos fácil. Blackhead Clearing Fizz Masque. Si el nombre por sí solo no es suficiente, estas son algunas de las otras maravillosas cualidades de esta tentadora mascarilla … Contiene azufre, usado desde tiempos inmemoriales para combatir el acné; kaolín, una arcilla diferente a sus primas arcillas, por el tamaño de sus finas partículas y su capacidad para absorber el exceso de grasa; también incluye ingredientes como extracto de manzana y extracto derivado de algas marinas para ayudar a rehidratar la piel y evitar que se irrite o se reseque. Esta mascarilla, de verdad, es absolutamente imprescindible para cualquiera que tenga problemas con los puntos negros y es el complemento perfecto a tu rutina un par de veces en semana.

Pues ya está, ahora, relájate, elige tu música favorita en Spotify  y prueba Blackhead Clearing Fizz Masque, lo notarás tanto como tu piel.

 

Pin It on Pinterest